Nociones básicas de WordPress: Permalinks

Permalinks o enlaces permanentes son URLs que se usan para acceder a entradas, páginas y listas de categorías y etiquetas. Son permanentes porque una vez enlazado al contenido y definido nunca cambian.

Por defecto, los enlaces tendrán un aspecto como este: http://dominio.com/?p=9.

Después del “?” hay una variable llamada “p” que tiene el valor 9. La variable “p” se refiere al ID del post o la página, en este caso el link devolverá el post o la página que tenga el ID 9.

Con los permlinks se busca enlaces más legibles como http://dominio.com/mi-primer-post. A pesar de que parece que ese enlace nos llevaría a un directorio llamado mi-primer-post, no es así. ¿Cómo hace WordPress con un enlace como ese llevarnos a la entrada llamada “mi primer post”? Eso es gracias al archivo .htaccess.

Este archivo no tiene extensión y empieza con un punto, raro ¿verdad?. El .htacess es un archivo de configuración que tiene múltiples funciones, y la personalización de URLs está entre ellas.

Este archivo se tiene que encontrar en la raíz del directorio de instalación de WordPress. Si ves que no está, simplemente logueate en WordPress y ve a Ajustes > Enlaces permanentes y escoge cualquier opción que veas y guarda los cambios. Recibirás el mensaje de que la estructura se actualizó, esto quiere decir que WordPress ha creado el .htaccess con el código adecuado. En caso contrario te dirá que tienes que actualizar .htaccess manualmente.

Para crear el .htaccess recomiendo que en podáis ver las extensiones de los archivos en vuestro ordenador. Una vez podáis ver las extensiones de los archivos, creamos un nuevo archivo de texto y pegamos el siguiente código.

Guardamos y cambiamos el nombre del archvo a .htaccess y se mueve al directorio raíz de la instalación de WordPress.

Worpress permite escoger la estructura de los permalinks. Si tienes un blog en el cuál posteas a menudo la estructura adecuada sería “/%year%/%monthnum%/%day%/%postname%/”. En caso contrario la estructura “/%category%/%postname%/” vendría bien.

Puedes emplear diversas etiquetas para personalizar tus enlaces.

Etiqueta Descripción
%year% El año de la entrada en 4 dígitos
%monthnum% Mes del año en 2 dígitos
%day% Día del mes
%hour% Hora del día en formato 24h
%minute% Minuto de la hora
%second% Segundos de la hora
%postname% Versión limpia del título de la entrada presentada en la URL.
%post_id% El ID del post
%category% Versión limpia del nombre de la categoría.
%author% Una versión limpia del nombre del autor.

Una vez que escojas una estructura es importante que no la cambies. La gente si tiene guardado un enlace de tu web y lo cambias no podría acceder al contenido deseado. Además, no te haría ningún favor en cuestión de SEO (Search engine optimization).

En WordPress hay algo llamado Slugs. Un slug es un string de caracteres que representan cada post mediante una URL amigable. Una url amigable es aquella que se muestra completamente limpia, breve, concisa y sin variables de por medio.

El slug de un post se crea automáticamente, pero lo puedes cambiar cuando estés editando el post justo debajo del título.

Supongamos que tienes un blog de salud y un post se títula: 10 dietas que mejorarán tu salud y una que te ayudará adelgazar. El slug sería el siguiente: 10-dietas-que-mejorarán-tu-salud-y-una-que-te-ayudará-adelgazar. Este slug es el resultado del %postname% en la estructura del permalink. El slug adecuado sería el siguiente: Las-mejores-dietas-saludables.

Y hasta aquí lo relacionado con enlaces permanentes. Espero haberos ayudado. Saludos 🙂